Zlatko Dalić en Rusia- Análisis Croacia

La selección de Croacia se clasificó para el Mundial de Rusia 2018 en la repesca venciendo a Grecia en el computo global por un 1-4. El equipo de Zlatko Dalić no tuvo problemas para superar a su rival y por cuarta vez la selección croata participará en un Mundial. Jugadores de la talla de Modric, Kovacic, Rakitic, Perisic, Pjaca, etc, no podían faltar a la cita veraniega de Rusia. Zlatko Dalić tiene el reto de llevar lejos a su selección en Rusia y para ello se pone el listón muy alto: traer la copa a sus vitrinas por primera vez.

Pero nada más lejos de la realidad, Croacia desde que se clasificó para el Mundial ha disputado cuatro amistosos con tan solo dos victorias, contra México y Senegal y dos derrotas contra Perú y Brasil. Pese a tener una gran plantilla con grandes jugadores en ligas europeas de prestigio, Croacia no se define como una selección capaz de llevar la iniciativa o de ser la protagonista del partido.

Analizamos qué planteó Zlatko Dalić en el partido contra Brasil, sobre todo centrándonos en la faceta defensiva ante el combinado brasileño que es más que probable que use cuando juegue contra Argentina en su grupo.

La lista de 23 jugadores son los siguientes:

Análisis Táctico

Fase Defensiva

Primero de todo recalcar la importancia que Zlatko Dalić hace sobre la cohesión y el bloque compacto como definición de su selección. Pese a tener grandísimos jugadores, Croacia se caracteriza por un gran orden defensivo unido a aprovechar sus recursos en zonas débiles del rival, podíamos decir que sabe adaptarse a sus rivales a la vez que puede llevar por momentos la iniciativa.

Croacia junta en un mismo equipo la veteranía y experiencia de grandes jugadores como Lovren, Modric, Rakitic, Badjel con la ilusión y las ganas de jóvenes promesas. El 4-2-3-1 de inicio se convierte en un 4-5-1 o 4-1-4-1 en defensa donde Croacia siempre cierra al rival con diferentes líneas de presión para evitar que jueguen por el carril central.

Comportamiento defensivo de Croacia ante ataque posicional del rival.

Cada jugador es un eslabón de una cadena o balance defensivo y un fallo puede ocasionar que el bloque se deshaga. En la imagen podemos ver como Modric juega como mediapunta o quinto centrocampista, siendo el doble pivote para Rakitic-Badejl, donde este último con una conducta más conservadora, trabaja una defensa zonal en caso de que la presión sea superada.

El comportamiento del equipo fue un bloque medio dejando al rival iniciar la jugada ofensiva desde atrás. Una vez el rival se plantaba en zona intermedia es donde Croacia cerraba los espacios para orientar el juego siempre hacía las bandas de Brasil (Marcelo-Danilo). Es ahí, en esa zona del campo y en esa acción, cuando el equipo se activaba realizando una presión alta y llegando hasta el área rival si la situación era favorable, o en caso contrario, se disuadía el juego hacía atrás y el equipo se reorganizaba de nuevo defensivamente.

Activación del equipo para la presión cuando el balón está en una zona comprometida para el rival.

Disuadir el juego del rival hacía atrás evitando deshacer el balance.

Bloque medio-alto disuadiendo el juego y esperando para el momento oportuno.

Una vez el rival no tiene salida, el equipo adelanta líneas coordinadamente para presionar al rival.

 

En bloque bajo el comportamiento es muy diferente. El equipo se hace más rocoso y menos estirado juntandose en dos líneas de cuatro, con Modric ayudando en defensa, para que el rival no encuentre los espacios en su propia área. Si el rival ataca por los carriles exteriores, como ocurrió contra Brasil, uno del doble pivote (Rakitic-Badejl) es el que realiza la cobertura a los dos compañeros de banda, mientras que los centrales adoptan una posición ante posible centro lateral. Esto permite que el equipo Croata siempre intente tener superioridad defensiva en las acciones y acumulación de jugadores en el área para defender los centros laterales. Rebic es el jugador que más descolgado se queda estando Croacia con una línea de cuatro formada por Perisic y los tres centrocampistas.

Repliegue intenso de Croacia. Modric se incrusta ayudando a formar dos líneas ante la ausencia de Rabic

Comportamiento ante defensa de área. Coberturas en zona de acción, vigilancias ante centros.

Comportamiento individual. Durante el partido contra Brasil vimos que a parte de realizar una defensa zonal orientada al hombre, el comportamiento defensivo de la línea defensiva era de achicar espacios ante sus marcas. Si el rival estaba en situación de espaldas a la portería el jugador croata salía a tapar la acción, mientras que si la acción viene de un movimiento del rival, la línea mantenía una posición estática esperando al rival. Dicho comportamiento se puede ver en Vrsaljko contra Coutinho y Lovren saliendo del sitio.

Presión a la marca cuando no tiene situación de ventaja. Vrsaljko-Coutinho.
Salida de Coutinho: defensa estática y junta. Ante desmarque de apoyo achicar espacios.

 

Transición Ofensiva

Dime cómo defiendes y te diré como podrías atacar. Esa frase resume cómo se comporta un equipo en función de las diferentes fases de la dinámica del juego. Croacia siendo una selección con grandes jugadores intenta trabajar todas las fases y una es especial, la transición ofensiva. Durante el partido contra Brasil el equipo tuvo una actitud más reactiva que proactiva, induciendo al rival a forzar errores para aprovecharlos. La salida de los laterales en la presión a William-Coutinho era una situación que permitía, en caso de robo, que el equipo fuese vertical buscando los espacios a la espalda de la defensa brasileña.

Situación del equipo en transición ofensiva. Pase seguridad+verticalidad.

Al jugar en 30 metros el equipo siempre está junto tanto para defender como para salir en transición ofensiva. La importancia de Luka Modric en esta fase es crucial. El jugador del Real Madrid al partir de una posición de quinto centrocampista o mediapunta tiene total libertad de movimientos por el campo para dar continuidad a esa fase de transición donde se busca la verticalidad por los costados a la espalda de los defensores rivales. Luka Modric asistiendo y jugadores como Perisic o Rebic para finalizar la transición por el carril central.

 Equipo en 30 metros. Pase seguridad buscando a compañero alejado sin marca (pase vertical o pase horizontal).

Superada la primera presión, cambio de actitud: buscar espacios a la espalda del rival (Verticalidad)

 

Croacia quiere hacer un buen papel en el Mundial y sabe que para ello no todo vale por tener grandes jugadores. La organización y la disciplina del equipo para jugar en 30 metros tanto en fase ofensiva como defensiva es una buena identidad de cara a pelear los partidos, como se vio contra Brasil que perdió en los minutos finales. Su efectividad en el área rival tal vez sea uno de los aspectos que la selección de Zlatko Dalić tendrá que mejorar si quiere aprovechar sus oportunidades para llegar lejos en el Mundial, porque hay un dicho: “en el fútbol si perdonas te pasa factura”.

2 comentarios en “Zlatko Dalić en Rusia- Análisis Croacia”

  1. El jugador del Real Madrid al partir de una posición de quinto centrocampista o mediapunta tiene total libertad de movimientos por el campo para dar continuidad a esa fase de transición donde se busca la verticalidad por los costados a la espalda de los defensores rivales.

    1. Ignacio Moyá Mañes

      Así es. Luka Modric juega por delante como si fuese un mediapunta con total libertad, pero en tareas defensivas suele ayudar al doble pivote cuando alguno de los jugadores de banda se ha quedado descolgado. Para mi junto con Rakitic los baluartes del equipo

Deja un comentario